La iniciativa, que trabaja con monitoras quienes durante 20 semanas realizan clases telefónicas, además de entrega de material presencial para cada sesión, llega por primera vez a las comunas de Galvarino, Fresia, Calbuco, Colina, sector Alerce de Puerto Montt y sector Colonia Río Sur de Puerto Varas.

Producto del COVID-19 la entidad, que basaba su metodología en sesiones de trabajo presenciales en las casas de los niños y sus familias, decidió reformular su metodología , de modo de no abandonar a los niños durante este período cuando más necesitan contención y resguardo. Este fin de semana inició la entrega de material educativo y didáctico en Renca y Cerro Navia.