2016 Sacando la voz

Huerto Urbanos: La alimentación del futuro. Por Carla Silva @csilvapalma

Huerto Urbanos: La alimentación del futuroCada vez tenemos más información sobre la mala calidad de los vegetales y frutas que consumimos día a día, el tema de los transgénicos y la manipulación de las semillas por Monsanto y otras empresas es casi pan de cada día. Los transgénicos son organismos manipulados genéticamente para lograr ciertas características de los organismos, por ejemplo te has fijado que los tomates en invierno se ven maduritos y rojos pero al partirlos son medios blancuchentos por dentro y harinosos?

Bueno esos son tomates transgénicos, porque la época del tomate es la primavera y verano no el invierno, pero las semillas modificadas genéticamente las hacen resistentes a las heladas, las plagas e insecticidas pero que lamentablemente al estar modificadas no tienen ni el sabor ni el color de una verdadera hortaliza, a lo anterior también se suma el daño a la salud que producen a las personas.

El otro problema de los transgénicos es que las verduras y frutas que producen tienen semillas que no se vuelven a reproducir, por lo tanto si sacas las semillas del tomate y las vuelves a plantar jamás crecerá una nueva planta, porque el negocio de las empresas es vender semillas en cada temporada. Con ello se pierde una gran tradición de los campesinos que es el guardar e intercambiar semillas de una temporada a otra y entre ellos.

Huerto Urbanos: La alimentación del futuro

Pero como siempre les cuento, hay un ecogesto que podemos realizar para frenar este problema alimenticio que nos provocan los transgénicos y esto es tener tu propia huerta! Las huertas en las ciudades se conocen como huertos urbanos y cada vez son más comunes en la ciudad ver a grupos de vecinos o amigos que tienen huertos comunitarios, incluso hay jardines infantiles y escuelas que tienen integrado un huerto en sus patios para enseñar a los niños el valor de cultivar tu propio alimento.

Lo ideal es utilizar semillas orgánicas las que puedes conseguir en varios lugares de intercambio de semillas que se hacen periódicamente, generalmente en ferias de intercambio. Cada vez más personas deciden cambiar el pasto de sus jardines por espacios de huertas o en los departamentos aprovechan las terrazas y balcones para poner sus cultivos, incluso hay restaurantes que cultivan sus verduras, con ello evitamos el trasladarnos para ir a buscarlas y se disminuye nuestra huella de carbono.

No necesitas grandes extensiones de tierra para hacer tus propios cultivos, puedes usar maceteros que con una mezcla de tierra y compost te permitirá cultivar las hortalizas que quieras. Para iniciar con algo fácil puedes comprar maceteros rectangulares y plantar acelga o lechugas con una cuarta de distancia entre una semilla y otra. En internet puedes encontrar mucha información de cómo plantar en 1m² y también clases gratuitas o pagadas de talleres de cultivos orgánicos, así que no tienes excusa para comenzar tu propia huerta, alimentarte sanamente y disfrutar del hermoso proceso de dar vida y ver crecer tus propios alimentos. A provecha este mes para iniciar tus almácigos y en primavera disfrutarás de la cosecha.

Huerto Urbanos: La alimentación del futuro

Carla Silva P.
@csilvapalma
www.innovacionurbana.cl