Conciencia Verde

10 consejos prácticos en el Día Mundial del Medio Ambiente

Tener una huerta y compost en casa, ser optimista y disminuir tu huella de carbono, son algunas de las sugerencias que entrega el Programa de Sustentabilidad UTEM para las personas que se interesan por la protección del cuidado del medio ambiente.

La Universidad Tecnológica Metropolitana a través de su Programa de Sustentabilidad, ha trabajado constantemente en políticas de conciencia y responsabilidad ambiental en los últimos años para incentivar una cultura más sustentable dentro y fuera de la Institución.

Es por ello, que Sylvana Gálvez Herrera, Diseñadora del Programa de Sustentabilidad UTEM entregan 10 consejos que fomentan el cuidado del medio ambiente y comportamiento sustentable:

Entrena el optimismo.:

Para conectar con el medio ambiente debes ser mas optimista, practicar la gratitud. Te servirá a diario realizar algún ejercicio de meditación o contemplación en la naturaleza aunque sean pocos minutos, esto favorecerá tu conexión con el medio ambiente.

Ten una huerta y un compost en casa:

Al tener una huerta en casa mejorarás tu salud mental, podrás conectarte con la naturaleza y haciendo compost evitarás que más del 60% de tus residuos se vayan al vertedero. Hay muchas páginas webs que te ayudan a organizar estas labores: te recomendamos www.chilehuerta.cl

Separa tus residuos y haz ecoladrillos

Investiga donde están los puntos limpios mas cercanos a tu hogar, lleva tus latas, cartones, papeles, vidrios, plásticos y los residuos que no reciban en tu punto limpio (envases de yogurt, aceite, ciertos tipos de plásticos), puedes cortarlos con una tijera e introducirlos en una botella de boca ancha. Con un palo o fierro puedes ir aplastando los residuos dentro de la botella para ocupar todos los espacios, así quedará listo tu ecoladrillo.

Usa productos que puedan reutilizarse:

Prefiere envases que puedas reciclar o reutlizar. Si vas a comprar al almacén o el supermercado, lleva pocillos para traer productos como queso, jamón, u otros que requieran ser pesados y embolsados.

Apaga las luces y evita dejar los aparatos enchufados:

Aunque parezca sencillo, en muchas viviendas suelen quedarse luces encendidas incluso en horas del día. Es de mucha importancia tener como regla apagar las luces que no son utilizadas. Mantén desenchufados todos los cargadores y aparatos eléctricos que no uses muy seguido. Aunque no estén cargando nada y parezcan apagados, siguen consumiendo energía.

Practica darte un baño de bosque:

En simples palabras, contempla y abraza árboles, estos intercambiarán su energía contigo y te ayudarán a regargarte de nuevo. Mejorará tu estado de ánimo y autoestima. ¡Si puedes estar o caminar al menos media hora diaria por un lugar con naturaleza, ya estarás dando el primer paso!

Participa u organiza una cooperativas de compras de alimentos:

Puedes investigar si en tu comunidad existen cooperativas de compras para encargar por mayor y luego repartir los productos a granel. Será mucho más económico y amigable con el medio ambiente.

Evita el plástico y recicla en un punto limpio:

Compra alimentos a granel y ojalá sin plástico. Guarda todos los envoltorios y recíclalos en un punto limpio. ¡Coloca los plásticos que no se reciclan en una botella de boca ancha y haz eco ladrillos!

Lleva contigo siempre una bolsa:

Puedes utilizar una bolsa de tela o plástico bien doblada, ocupará poco espacio y cabrá hasta en un bolsillo. Este simple consejo te ayudará a reutilizar las bolsas y generar menos residuos.

Consume frutas y productos locales:

Opta por snacks saludables ¡consume fruta!, te mantendrá hidratado(a) y a gusto. Prefiere productos de la zona, con baja huella de carbono

Post Comment