Más allá de la subvención: las fundaciones como inversores de impacto
Sacando la voz Sociedad Civil

Más allá de la subvención: las fundaciones como inversores de impacto

Por Rosa Madera, fundadora de Empatthy

El rápido crecimiento de la inversión de impacto aporta nueva energía a la conversación sobre cómo aprovechar el capital para la mejora social. 

La inversión de impacto pasó de ser una clase de activos de nicho a $ 715 mil millones de inversiones que en poco más de una década buscan tanto el impacto social como el rendimiento financiero.

Ahora, más filántropos, con más experiencia en el impacto social como donantes, están optando por expandir sus cajas de herramientas filantrópicas más allá de la subvención, usando principalmente instrumentos de inversión de impacto de dos formas.

La primera forma es complementar su concesión tradicional de donaciones con otras herramientas financieras, como préstamos, garantías de préstamos e inversiones de capital.  Estas inversiones relacionadas con el programa (PRI) promueven el propósito caritativo de la fundación sin tener una ganancia monetaria como motivación principal. 

La segunda forma es realizar inversiones relacionadas con la misión (MRI) que mantengan sus dotaciones con tasas de rendimiento competitivas y, lo que es más importante, también promueven objetivos filantrópicos.  Esto representa un contraste con la práctica actual de la mayoría de las fundaciones, que otorgan subvenciones para perseguir objetivos programáticos y priorizan el crecimiento financiero y la prudencia con sus donaciones.

Aprovechar estas herramientas podría desbloquear nuevas colaboraciones y, al mismo tiempo, necesitar nuevas formas de trabajar. Las fundaciones con ideas afines, por ejemplo, pueden adoptar enfoques colaborativos para la inversión de impacto que podrían ser particularmente efectivos para la inversión basada en comunidades específicas e iniciativas de cambio sistémico. 

Esto sienta las bases para la transición de un enfoque centrado en las subvenciones a un enfoque holístico, uno que reinventa las fundaciones como administradores de activos para el bien social.

Algunos consejos prácticos de líderes de fundaciones:

  •  Haga coincidir las herramientas de inversión con los problemas que desea abordar.
  • Considere las formas en las que puede usar su dotación completa (no solo su desembolsos) para generar cambios sociales o ambientales positivos.
  • Haga de la equidad, la raza y el género, una pieza central de su forma de pensar acerca de invertir para generar impacto. 
  • Haga coincidir su ambición estratégica con sus capacidades.  
  • Al crear un equipo de inversión, contrate profesionales experimentados en inversión de impacto y anímelos a trabajar en estrecha colaboración con los equipos del programa para garantizar que las inversiones se alineen con los objetivos programáticos.
  • Dada la complejidad de implementar de manera efectiva herramientas de inversión de impacto para lograr un cambio significativo, considere oportunidades para colaborar con sus pares, particularmente aquellos con experiencia significativa en el aprovechamiento de la inversión de impacto.
  • Hacer que la mentalidad cambie de donante a administrador de activos, adoptando un enfoque holístico para identificar la herramienta financiera adecuada para el problema en cuestión.

 La inversión de impacto brinda a las fundaciones herramientas para lograr beneficios sociales o ambientales que las subvenciones por sí solas nunca podrían duplicar.  Las posibilidades están limitadas sólo por la imaginación y la voluntad de más fundaciones para adoptar una nueva forma de pensar y trabajar.