CLG Chile propone paquete de medidas para una reactivación económica sostenible post pandemia
Destacados

CLG Chile propone paquete de medidas para una reactivación económica sostenible post pandemia

Líderes Empresariales por la Acción Climática enviaron una carta a los ministros de Hacienda, Medio ambiente y Energía, en la que proponen una serie de acciones inmediatas para reactivar la economía.

La organización, que agrupa a 20 grandes empresas de diversos sectores de la economía nacional, entre ellas Enel, Sodimac y Unilever, propone medidas alineadas a la ruta de largo plazo que Chile se ha propuesto para hacer frente al cambio climático en el marco del Acuerdo de París.

La emergencia generada por la propagación del virus Covid-19 no sólo ha provocado la pérdida de miles de vidas, sino también está teniendo evidentes efectos sobre la economía local y mundial. En ese contexto, desde los Líderes Empresariales por la Acción Climática-CLG Chile, enviaron una carta abierta al ministro de Hacienda, Ignacio Briones; la ministra de Medio Ambiente, Carolina Schmidt y el ministro de Energía, Juan Carlos Jobet, a través de la cual enumeran una serie de medidas que deben ser parte de la estrategia de reactivación económica del país que apuntan a lograr una reactivación sostenible alineada con los compromisos que Chile entregó en abril pasado a las Naciones Unidas en la Contribución Nacionalmente Determinada (NDC).

“Si bien se requiere la instalación de instrumentos de reactivación que, tanto en el ámbito económico como social, permitan dar respuesta inmediata a la emergencia generada por la pandemia como primera prioridad, es fundamental que seamos capaces de alinear dichos instrumentos con la ruta de largo plazo que Chile se ha propuesto en la Contribución Nacionalmente Determinada (NDC), construyendo un camino hacia la reactivación y crecimiento económico que sea sostenible y que le permita al país consolidarse como una alternativa atractiva para los inversionistas y consumidores del siglo XXI”, indica la carta que representa a 20 grandes empresas de diversos sectores de la economía nacional.

En ese contexto, la directora ejecutiva de CLG Chile, Marina Hermosilla, afirma que el “país tiene condiciones que nos permiten avanzar hacia una economía carbono-neutral y resiliente a los efectos del clima, pero para eso se traduzca en oportunidades de desarrollo, tenemos que tomar las decisiones adecuadas ahora. Las implicancias de las decisiones que tomemos hoy nos acompañarán y definirán nuestro desempeño y posicionamiento en el contexto global durante las próximas décadas. Por ello, es fundamental que el proceso de reactivación esté alineado con los objetivos climáticos de nuestro país”.

De este modo, la carta enumera las siguientes medidas para la reactivación global post COVID-19:

1. Impulsar una agenda concreta para avanzar decididamente en la descarbonización y electrificación del transporte público y privado.

2. Potenciar la capacidad de captura y secuestro de CO2 de bosques y plantaciones forestales.

3. Potenciar la construcción de infraestructura pública que apunte a generar empleos y que aporte resiliencia en las ciudades del país.

4. Priorizar programas de creación de empleos en encadenamientos productivos de industrias que se traduzcan en bienestar para los más afectados por la crisis y que tengan oportunidades de reducción de emisiones de carbono.

5. Fomentar la inversión en innovación mediante fondos de capital o de garantía concursables, que permitan avanzar en la instalación de nuevas tecnologías bajas en carbono en diversas industrias.

6. Desplegar creatividad y compromiso para adaptar procesos y prácticas que permitan retomar los procesos de evaluación ambiental, incluyendo las propuestas de compensaciones y activar mecanismos que permitan reducir los plazos de otorgamiento de permisos para proyectos de inversión que estén alineados con la visión de largo plazo de la NDC.

7. Fomentar la creación de bancos de compensación ambiental que permitan destinar recursos a zonas de mayor beneficio ambiental y que puedan aportar el proceso de captura de carbono.

8. Extender la utilización del precio interno del carbono en las decisiones de política pública e impulsar los mercados de carbono, adelantando la implementación de las compensaciones establecidas en la reforma tributaria.