2018 Actualidad

Matias Romo, CEO STGO LAB: “nos encontramos en escenarios donde podemos revertir la mayor parte del daño causado”

Matias Romo lo tenía claro desde el inicio. “Siempre me fascinaron la computación y la resolución de problemas, desde pequeño siempre le dije a mi mamá que quería resolver los problemas del mundo”, dice.

El tiempo avanzó y el objetivo que tenía cuando niño hoy está plasmado en STGO LAB, empresa en que es CEO y que tiene como objetivo principal desarrollar herramientas que permitan mejorar la calidad de vida de las personas, el rendimiento de las empresas y el estado del medio ambiente a través del uso de la nanotecnología, ciencia de materiales, e inteligencia artificial. “En este momento nuestro foco esta puesto en los problemas de contaminación del agua y del aire, soluciones energéticas, y automatización a través de inteligencia artificial”, cuenta.

En esta entrevista al Diario Sustentable, Matias habla de los objetivos de STGO LAB, cuenta qué impacto espera generar en el medioambiente y en la vida de las personas durante los próximos 10 años, y comenta su participación como orador en WORKTECH, la principal conferencia acerca del futuro del trabajo (https://contractworkplaces.com/worktech/), donde presentará en Octubre la charla “Cómo los smart contracts, la inteligencia artificial y el machine learning moldearán el futuro de los espacios de trabajo”.

Eres CEO de STGO LAB. ¿Qué es exactamente lo que hacen? ¿Cuáles son los objetivos?

Nuestro objetivo principal es poder desarrollar herramientas que permitan mejorar la calidad de vida de las personas, el rendimiento de las empresas y el estado del medio ambiente a través del uso de la nanotecnología, ciencia de materiales, e inteligencia artificial. Realizamos muchísima investigación en esas áreas, y trabajamos con las tecnologías emergentes para desarrollar soluciones que podamos poner al servicio de las personas. Estas aplicaciones pueden ser mejoras de sistemas que ya existen o sistemas completamente nuevos. En este momento nuestro foco esta puesto en los problemas de contaminación del agua y del aire, soluciones energéticas, y automatización a través de IA. Nuestro objetivo es poder desarrollar una solución para descontaminar el aire y el agua a través de sistemas de filtración desarrollados a base de Grafeno y otros elementos, los cuales también aplicamos en soluciones de energía. La parte de Inteligencia Artificial viene más a responder a gestión de tiempo, negocios, y personas (desde asistentes personales hasta gestión de personal). Esto es para facilitar la operación tanto nuestra como de cualquier socio que podamos tener, siempre pondremos nuestra tecnología al servicio de quienes quieran trabajar con nosotros.

¿Hay ejemplos similares en otros países? ¿Cuál es la situación de Chile comparada con otros países?

Existen en China y en India fuertes investigaciones respecto a la ciencia de materiales, mientras que Inglaterra y Estados Unidos lideran la investigación en IA. En Chile tenemos un potencial tremendo porque gracias al clima único de la región podemos probar todo tipo de soluciones, para variados tipos de situaciones. Además del conocimiento adquirido a lo largo de los años en minería y agricultura, entre otros, también tenemos muchísimas características únicas del País que permiten un mayor impacto a la hora de implementar sistemas innovadores. Tuve la oportunidad de visitar los Laboratorios de Fabricación de la Universidad de Chile y Universidad Católica, y fue un gran gusto ver el interés que se está generando en la comunidad académica por la nanociencia y las tecnologías emergentes. Definitivamente creo que podemos convertir a Chile en un país líder en soluciones, más que un seguidor.

¿Quién es parte de tu equipo y por qué decidieron instalarse en Santiago?

Somos un equipo muy variado, de aproximadamente 15 personas que vienen de distintos países y disciplinas, incluso Relaciones Publicas y Redes Sociales, pero todos compartimos la meta común de querer mejorar la situación del mundo. En el equipo directivo somos 3, Andreas Nicholas, quien es Jefe de Tecnología, Ian Crossland, quien está a cargo de la Estrategia y Marketing, y yo, que veo la Investigación y Desarrollo de Negocios. La decisión de instalarse en Santiago responde al valor estratégico que mencionábamos antes que posee la región, donde hay mucha posibilidad de desarrollo si se logra desarrollar este mercado, además de un amor personal de varios de nosotros por Chile.

¿Cuáles son las principales dificultades que han encontrado?

Como cualquier proyecto innovador, muchas veces es difícil ilustrar su aplicación o demostrar su necesidad. Por lo que es difícil encontrar financiamiento para los proyectos. Tenemos varias oportunidades de negocio que no hemos podido perseguir por falta de fondos. Una de las observaciones que se presentan muchas veces es que planteamos soluciones para problemas que aún no son comunes. Yo solo espero poder encontrar socios estratégicos que nos brinden apoyo, como lo hemos hecho con organizaciones como Contract Workplaces (contractworkplaces.com) y Tarpulin.

En octubre presentarás en la conferencia WORKTECH. Cuéntanos un poco acerca de tu charla.

La charla consiste en presentar el presente de la Inteligencia Artificial y Aprendizaje de Maquinas, para presentar ante los asistentes los reales alcances y limitaciones de las tecnologías al día de hoy, junto con una visión generalista de cómo se implementarán a futuro las mejoras que se vayan desarrollando. La idea es dar al asistente una idea de cómo estos cambios irán afectando a los espacios de trabajo.

¿Por qué elegiste abordar ese tema? ¿Cuál es tu conexión con ese universo?

Desde pequeño siempre me fascinaron la computación y la resolución de problemas, siempre le dije a mi mamá que quería resolver los problemas del mundo. Tenía un pequeño ordenador de juguete llamado “Genius 2000” donde aprendí a programar en Basic. De ahí fue creciendo mi interés por el área, y a lo largo de los años me he especializado en desarrollar sistemas automatizados y algoritmos de análisis para mejorar la gestión tanto personal como de las empresas. Me atrae muchísimo el análisis de datos, puesto que a partir de toda la información que ya existe es que podemos crear nuevos sistemas y modelos. He seguido la inteligencia artificial por varios años, maravillado por el progreso que se ha ido logrando, y creo que hoy por sobre todo es una época de oro para la IA, que debemos aprovechar para forjar un futuro mejor.

Además del bienestar del trabajador, las empresas cada vez más se preocupan con el impacto que generan en el medio ambiente. ¿Cómo ves ese cambio de actitud? ¿A qué se atribuye estos cambios?

El medio ambiente es una parte fundamental de nuestro funcionamiento como sociedad, y, por ende, hay que cuidarlo. No es suficiente con decir, hay que hacer. Es por esto que la responsabilidad empresarial se ha ido inclinando hacia la cultura del desarrollo sustentable, al enfrentarse con un universo de clientes que cada día es más exigente con dichas políticas. Lo bueno, es que nos encontramos en escenarios donde podemos revertir la mayor parte del daño causado. Personalmente, creo que el cambio se debe al aprendizaje y resiliencia que hemos tenido como sociedad, a partir de las distintas experiencias que se han vivido en las últimas décadas, tanto casos de éxito como experiencias negativas. La gente se ha vuelto mas consciente del medio ambiente que les rodea como parte activa de su vida diaria, y esta conciencia global se ha masificado a través del internet, dándole a mucha gente una voz que antes no tenía.

De aquí a 10 años más, ¿qué impacto espera haber generado en América Latina con STGO LAB?

En 10 años, esperamos poder consolidar el laboratorio como un espacio abierto, donde la gente pueda interactuar y aprender, donde podamos ayudarlos a desarrollar sus proyectos y volver a la gente partícipe de la revolución tecnológica, más que simples espectadores. Esperamos también, tener un impacto positivo en Biorremediación, y haber podido aportar en forma significativa a la descontaminación del aire y agua de Santiago. Personalmente, me gustaría que pudiéramos asesorar a las empresas chilenas de distintos tamaños en materias como Transformación Digital (que es distinto a Digitalización), Automatización, y Descentralización financiera, tecnológica y operacional. Nuestra idea no es acaparar la tecnología sino poder compartir la mayor parte de ella para el beneficio de todos.

Post Comment