Agua: una protección compartida
Sacando la voz

Agua: una protección compartida

Raúl Troncoso, Líder Sustentabilidad Corporativa y Creación de Valor Compartido Nestlé Chile

Desde los inicios de la humanidad, el agua es un sustento clave para la vida. Se trata de un elemento indispensable para los ecosistemas naturales, fundamental para el sostenimiento y la reproducción de los seres vivos y, por si fuera poco, un recurso necesario para actividades económicas y sociales.

Es por ello que, en el marco del Día Mundial del Agua, desde Nestlé Chile entendemos que la disponibilidad del recurso hídrico es vital para el futuro y por eso es uno de nuestros principios corporativos.

Nuestro enfoque de negocios se sostiene en la idea de que todo lo que hacemos debe ser un aporte para la empresa y al mismo tiempo para la sociedad, considerando su entorno. Como ya ha sido señalado por académicos, la creación de valor compartido entre stakeholders y el sector privado es necesario para contribuir a un futuro más sostenible para el planeta.

El agua es un recurso compartido. Protegerlo también debe ser un esfuerzo compartido, especialmente en áreas de escasez. Es por eso que participamos en alianzas y proyectos a largo plazo para desarrollar y evaluar soluciones a los desafíos que enfrentamos con respecto a la gestión del agua.

Por dar un ejemplo somos parte del Fondo del Agua Santiago-Maipo, el primero del país. Iniciativa relevante, en el contexto, que es la fuente principal de agua de la Región Metropolitana. Según cifras estimadas, se proyecta una reducción del 40% de su caudal para el año 2070. En esta línea, lo importante es actuar, con sentido de urgencia y de manera colaborativa sumando los esfuerzos públicos, privados y de la sociedad civil.

Esta mirada integradora debe sustentarse en la gestión interna de este recurso en las compañías. En Nestlé Chile, tenemos una meta anual de reducción de uso de agua por tonelada de producto elaborado. Para cumplir con nuestro objetivo, implementamos al menos dos proyectos de mejora continua e inversiones en cada planta por año, los cuales nos han permitido un significativo avance, con una disminución de 5,1% en 2019, por dar tan solo un ejemplo. También desarrollamos estudios hidrogeológicos y sociales en las cuencas donde operamos, para entender más en profundidad la realidad hídrica de nuestro entorno.

Asimismo, a nivel global hemos implementado la iniciativa Caring for Water, que integra esta mirada interna y externa en el cuidado del recurso hídrico, con miras a lograr resultados sostenibles.

Adherimos a la Red Pacto Global de la ONU y por supuesto a los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). En particular, todo el trabajo que esta red hace en torno al ODS 6 de Agua Limpia y Saneamiento, hoy hace más sentido que nunca.

Sin embargo, sabemos que este es un desafío de largo plazo, pero que requiere acciones concretas en el corto y mediano plazo. Todo nuevo esfuerzo suma en este camino. Y no debemos olvidar, además, que el ciclo del agua es una parte impactada por el cambio climático, preocupación global que también nos moviliza.

Post Comment