El desarrollo de áreas verdes para construir comunidad

Antes y después de una plaza en Colina

El desarrollo de áreas verdes alimenta a la comunidad generando espacios de encuentro y vínculo. Así al menos lo considera Fundación Mi Parque, organismo dedicado a generar espacios de encuentro entre las comunidades para su fortalecimiento y bienestar.

La inquietud de dos arquitectos de la Universidad Católica por los escasos espacios de áreas verdes en la periferia de Santiago, incentivó crear la fundación. “El área verde juega un rol que va más allá de tener árboles, sino que conecta a la comunidad generando vínculos y redes”, argumenta Carlos Aubert, Director Ejecutivo Fundación Mi Parque.

Los beneficios de áreas verdes son variados. Primero actúan como un pulmón absorbiendo CO2 y liberación de aire limpio. También disminuye los ruidos de la ciudad. Sin embargo, para la organización, el principal valor de estos espacios está en el rol de encuentro de los vecinos.

Metodología de trabajo

Han creado plazas y áreas verdes alrededor de Chile en 60 comunas. En primer lugar, contactan a los municipios para que estos les indiquen sitios que pueden transformar. Luego, buscan financiamiento en el sector privado. Con los recursos en mano, se dirigen a la comunidad para informar sobre el proyecto a construir. Carlos enfatiza “nosotros no llegamos e instalamos la plaza, nosotros lo ofrecemos y ellos dan el sí”.

El diseño de la plaza a construir no es una maqueta que la fundación replique en cada lugar de trabajo, existe un diseño de colaboración con cada comunidad atendiendo a sus necesidades. “Contamos con cuatro talleres participativos donde las personas desarrollan el diseño”, argumenta Aubert.

Para la fundación es importante la participación porque “la idea es plasmar los sueños, las ideas, las necesidades y la historia de la comunidad. Cada comunidad debe tener su identidad plasmada en el área verde”. Que los vecino se apropien del trabajo es fundamental para crear el vínculo con el sector.

LEER OTRAS NOTICIAS   Capacitaciones de reciclaje en colegios han aumentado un 60% este año

Por lo mismo, no sólo se involucra a la comunidad que será beneficiada con el espacio verde, sino que también integran voluntarios de la fundación y trabajadores de la empresa que donó para ese proyecto. “La empresa tiene una motivación por ayudar a la comunidad y se lo transmiten a los trabajadores”, declara el director de Fundación Mi Parque.

La construcción del parque se genera en un sólo día, generalmente sábado por la mañana. Ese mismo día se organizan para implementar las tareas. El cambio al final del proceso es notorio. “Si eres vecino y ves que aquella plaza tu lo hiciste lo vas a cuidar siempre y será parte tuya”, indica Carlos.